La Bioarquitectura como el nuevo escenario para la construcción

En los primeros pasos de la humanidad, el hombre se refugiaba en construcciones que elaboraba con materiales que encontraba al paso. En un intento por volver a esos tiempos, y a los fines de reducir el impacto ambiental global, la arquitectura se despega de sus estructuras y avanza hacia la Bioarquitectura. Una arquitectura sustentable, sostenible, que maximiza el aprovechamiento energético y el empleo de materiales reutilizables, y en el mejor de los casos, recuperados como residuos reciclados.

En números, según el Consejo Mundial de la Construcción Ecológica (WGBC sus siglas en inglés), el sector de la edificación es responsable de hasta un 39% de las emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI). En base a esto, adquiere relevancia las ideas de Arquitectura Sustentable, Bioclimática y Autosuficiente. Las tres trabajan para reformular la construcción, con diferentes matices. 

La Arquitectura Sustentable es aquella cuyo diseño emplea materiales renovables (madera, piedra, material reciclado) y sistemas de construcción de manera sostenible, a fin de obtener el mínimo impacto ambiental, con un gasto económico moderado y sin comprometer a las generaciones futuras.

La Arquitectura Bioclimática va un paso más allá y apela a la eficiencia energética. Su diseño es capaz de autorregularse térmicamente, sin necesidad de aparatos tecnológicos. Mediante un abordaje integral, se crea un edificio adaptado al entorno y clima local, con el uso de energías renovables (solar, eólica, geotérmica), materiales recuperados (piedra, caucho, fibras naturales) o inteligentes (tejas que almacenan el calor del sol). Un ejemplo de esto son las Passivhaus o Casas Pasivas, un modelo de construcción alemán que estandariza el consumo energético en determinados parámetros para la calefacción, refrigeración, agua caliente y electricidad.

Otro diseño es la Arquitectura Autosuficiente, donde el concepto se basa en no conectarse a las redes de agua potable, gas, electricidad; todos los servicios se obtienen mediante mecanismos sustentables y aprovechamiento de la energía. Además, generan su propio alimento, con animales y huertos de biocultivo.

Luego de leer esto es imposible no pensar en el costo. Claramente la bioarquitectura supone cambiar la idea de cómo y con qué construir, pero antes de pensar que pueda ser un problema sólo basta pensar que los recursos se encuentran en el entorno. 

Reciclando material y aprovechando el potencial de las energías renovables se traduce en un ahorro energético al momento de habitar la vivienda, junto a la reducción del impacto ambiental. Ejemplo de esto se encuentra en la ciudad de Godoy Cruz, en Mendoza, donde el 100% de los edificios municipales son de energía limpia gracias al uso de luminarias LED, paneles y termotanques solares, reciclado del agua y jardines con diseño ecológico; entre otras estrategias en materia ambiental.

Por último, otra forma de minimizar la contaminación que genera el sector de la construcción es mediante el recupero y restauración de viejos inmuebles, a los fines de brindar una vivienda o edificio habitable, en lugar de incrementar el número de edificaciones con el mismo fin. Existen múltiples opciones dentro del rubro de la construcción para desarrollar ideas que aporten al entorno natural, y son cada vez más quienes las eligen, comprometidos con el cambio climático del cual toda la población es responsable de frenarlo.

Soledad Santa Cruz.
Bióloga.

NOTAS RELACIONADAS

Para que comas bien

En Malevo son coherentes con el espíritu de los bodegones, porque en cada plato se ve el esfuerzo porque sea abundante y no pierda por ello la elegancia. Unas pistas de la nostalgia, o esos recu...

Hacer ciencia en Polonia

Ana Belén Sainz es villamariense, vive en Polonia y trabaja como investigadora y profesora en la Universidad de Gdansk, dentro del “Centro Internacional para la Teoría de las Tecnologías Cu...

Tu café en el mundo. Recrear una parte del viaje

Proponer un viaje desde una mesa es de las metas más nobles de la gastronomía. Pero si esa propuesta es hacerte elegir el lugar en que estás, también se convierte en un objetivo nada fácil p...

Industria 4.0

La transformación digital aplicada a este sector está cambiando la forma en que los mercados operan y, por lo tanto, todos los stakeholders (actores) están obligados a formar parte de ello (em...

MÁS LEÍDAS