Aberturas con apellido

Aberturas con apellido

Aberturas Barengo es una empresa local que fabrica y vende aberturas de aluminio y PVC. Son especialistas en carpintería a medida con una fuerte presencia en el interior provincial.

Con la inauguración de su nueva sucursal en Río Cuarto, Aberturas Barengo se consolida como uno de los fabricantes y distribuidores de aberturas más importantes del interior provincial. Fabrican y venden aberturas de aluminio, PVC y son especialistas en carpintería a medida. Además, tienen una vidriería propia que los provee para el armado de las aberturas.
Son tres hermanos en el negocio, Rodolfo y José propietarios de la empresa y cuentan con la colaboración de Héctor en producción, que junto a 30 colaboradores encaran a diario las tareas para llevar sus productos a toda la provincia. Tienen una estructura muy bien definida, Rodolfo en la supervisión de obras, José en la administración y Héctor como encargado del taller.
Actualmente cubren una parte importante de la provincia con la venta de aberturas. Tienen puntos de venta en Justiniano Posse, Marcos Juárez, Laboulaye, Serrano, San Luis y ahora una sucursal en Río Cuarto.

Tres jóvenes emprendedores 
Recuerdan que los tres trabajaban con su padre en el armado y colocación de techos de madera. Pero para el año 1998  se abrieron e iniciaron su propio negocio, aunque siguieron con la misma actividad que era la de hacer techos de madera, la que mantuvieron hasta 2007 cuando decidieron cambiar el rumbo y comenzaron con la fabricación y venta de aberturas. Iniciaron con aberturas de aluminio y ya para 2011 sumaron las de PVC y al año siguiente la vidriería.
Remontándose años atrás, cuentan que cambiaron de rubro por una opción diferente debido a que la fabricación de techos había dejado de ser rentable. Buscaron en el mercado y surgió esta actividad. En primera instancia y sin experiencia, arrancaron con aberturas de madera las que rápidamente cambiaron por un material más ligero como el aluminio.

El PVC ingresó al mercado porque era algo novedoso. Investigaron, viajaron a Buenos Aires para visitar proveedores, compraron maquinarias y así iniciaron este nicho de mercado. En un principio, cuentan que las ventas significaban sólo el 10 por ciento del total, hoy son la mitad de lo que venden por mes. Este material ofrece herrajes y burletes mejores y con un sellado superior y no facilita la transmitancia térmica. Es aislante, más que el aluminio.

“En los comienzos tuvimos mucha suerte ya que nuestro distribuidor había dejado de hacer aberturas para dedicarse sólo a perfiles por lo que nos fue recomendando todos los clientes que tenía en la ciudad y la región. Comenzamos con poco, pero fuimos sumando más estructuras y prestaciones. Ampliamos y creamos una nave de producción como la dispuesta para la vidriería y un espacio para cada una de las carpinterías”, dijeron.
 
Un cambio de mercado 
Con tantos años de experiencia en el mercado y sobre todo en un sector tan importante para la ciudad y la región como es la construcción que mueve y genera un gran número de puestos de trabajo, desde Claves consultamos a los titulares de Aberturas Barengo acerca del contexto actual. 

Aseguran que se está viviendo un momento especial en el país. Que los clientes han cambiado, que ya no están más los inversores jóvenes o matrimonios que encaraban la construcción de su vivienda particular. “Han desaparecido los créditos Procrear que generaron mucho movimiento en el sector. Un matrimonio con dos empleos buenos podía tener un crédito y construir. Hoy no sucede, por más que tengan un muy buen trabajo. Solo construye la gente de muy alto poder adquisitivo”, comenta José.

“Se perdió la obra de 150 metros. Incluso las constructoras están en un parate. La gente que hoy tiene posibilidades de construir una casa es la que tiene ahorro en dólares. Hasta octubre del año pasado con dólares billete se compraban aberturas por casi el doble porque se tomaba el dólar oficial. Hoy esta situación cambió. Y el que ahorró dólares hoy no los quiere vender a mil pesos porque en muchos casos los pagaron más caros. La plaza en pesos se achicó también”.

Las recetas no son mágicas y en tiempos de crisis hay que mantenerse y para hacerlo aseguran que lo más importante es ser austeros.

Hay que tener un conocimiento del negocio. Saber en qué se gasta es fundamental en tiempos como estos. El país hoy está caro en dólares en todos los rubros. Es una cuestión impositiva. “Tengo esperanza de que se pueda mejorar la situación. Aunque veo que la macro está bien, en la micro estamos necesitando señales.

Hay que brindar oportunidades a las empresas para absorber a la gente y generar fuentes de trabajo. Dar señales a los empresarios para que se decida invertir y poner en marcha el país. No vemos mal la apertura de importaciones, pero no hay dólares. Creemos que es necesario una reforma laboral. Esta es obsoleta y la carga impositiva es extremadamente alta”, finalizó José.

Un nuevo espacio
En Río Cuarto abrieron un local propio con un showroom de 150 metros cuadrados que se destaca por ser diferente a todos los que hay en el mercado, un nuevo enfoque en la exhibición de aberturas. Aquí no solo podrán ver los productos, sino también como lucen, como funcionan, poder interactuar con las diferentes tipologías, ver qué tipo de cerramiento queda mejor para cada ambiente del proyecto, combinar y tocar texturas de los foliados. Ver los detalles que pasan desapercibidos al momento de la venta y que solo se ven cuando la abertura esta puesta en obra. Además, cada abertura cuenta con un QR donde se pueden visualizar la descripción técnica del producto, tamaños y demás.

Simula una casa con todas sus partes. Esto es para que el cliente aprecie la mercadería colocada. Cuenta con una sala de estar y una barra estilo mesa. “No hay box ni escritorios, queremos con estas mesas o barras generar un ambiente novedoso y más cálido para entablar con los clientes una relación más cordial y relajada. Pretendemos destacar una diferencia crucial en nuestro enfoque de atención al cliente, hemos abandonado los tradicionales escritorios fríos y las incómodas cajas de atención.

Optamos por un trato más personal invitándolos a sentarse con nosotros alrededor de una mesa, disfrutando de un rico café, para que nos cuenten sus proyectos y así poder involucrarnos. Nuestro propósito: brindarle un asesoramiento adecuado y personalizado.” Expresaron.

EMPRESAS ANTERIORES

Con estilo propio

El trabajo y la dedicación marcan la vida de Carolina Güelfi. En sus manos tiene la fórmula para crear sabores, texturas y dulzuras que conquistan los paladares de los hogares villamarienses y...

Con una marca de prestigio

Cristal Automotor es una empresa familiar nacida en 1987. Ubicados en Bv. España 111 de nuestra ciudad, comercializan cristales para todo tipo de vehículos livianos y pesados. Brindan un servic...

Biotecnología en alimentos

BiAConsult Biotecnología Alimentaria, es una empresa comercial con un área de cobertura que abarca Argentina, Uruguay y Paraguay. Representa importantes compañías de orden internacional de pr...

Un brindis centenario

En 2023 Valfré cumple 100 años de trabajo en el mercado local. Como muchos de los comercios fue creciendo en contextos de diferentes transformaciones económicas. “Este aniversario nos encuen...